Entre los 18 y los 36 meses de edad l@s niñ@s están ocupados descubriendo el mundo y lo que los rodea y concentran sus energías en apropiárselo! Por eso, la alimentación pasa a un segundo plano y esta época se conoce como la edad de la ‘inapetencia aparente’.

De acuerdo con Silvana Dadán, nutrióloga pediatra y profesora asociada de la Universidad El Bosque, los papás comentan que un día el niñ@ come como si fuera su última oportunidad, al siguiente solo recibe el desayuno, al próximo, únicamente recibe el almuerzo y así sucesivamente.

Para ver el texto completo haga click aquí

Participación de la Dra.Silvana Dadán

Información publicada en http://www.abcdelbebe.com